En tiempos de incertidumbre, comunicación certera…y asertiva

De acuerdo a los axiomas de la comunicación humana (Watzlawick), es imposible no comunicarse, lo hacemos todo el tiempo con distintos públicos, verbal y no verbalmente. Es algo innato y natural, por lo tanto ¿por qué sería tan necesario preocuparnos por desarrollar algo que ya nos viene dado por la naturaleza?. En nuestro post anterior, hicimos referencia sobre las habilidades “blandas” que serán cada vez más importantes a la hora de enfrentarse a una entrevista laboral, y sin duda alguna, saber comunicar y comprender lo que quieren expresar nuestro/s interlocutores, es una habilidad crucial que debemos manejar para conseguir el puesto que queremos.

En estos tiempos tan complejos, donde la incertidumbre y las emociones están a flor de piel, necesitamos más que nunca tener control sobre nuestros mensajes y sobre la forma en que nos comunicamos. Una comunicación asertiva actúa para equilibrar los sentimientos que mayormente nos inundan en estos momentos, como la ansiedad y el miedo, entre otros.

En estos tiempos tan complejos, donde la incertidumbre y las emociones están a flor de piel, necesitamos más que nunca tener control sobre nuestros mensajes…

A diferencia de los estilos pasivo y agresivo en las comunicaciones, la comunicación asertiva, se podría definir como una combinación entre comprender lo que se escucha y la intención de establecer el punto de vista propio, y este hecho va a depender en gran parte de la empatía que se logre con la audiencia a la que se quiere comunicar. Si bien la comunicación es algo inherente a los seres humanos, como ya hemos dicho, que sea asertiva, quiere decir que las personas deben aprender a adaptar sus emociones y mensajes a las situaciones en los momentos certeros y precisos, considerando los elementos del contexto, lo que implica un grado mayor de desarrollo. No se trata solamente de qué voy a decir, sino que además consiste en identificar con quién y en qué contexto se llevará acabo la acción comunicativa (Habermas).

En una entrevista laboral, sea presencial o por video conferencia, normalmente entran en juego muchas emociones, por lo que dominar la comunicación asertiva es clave. Una de las recomendaciones generales que se hacen es “ensayar” la entrevista que nos han programado, repitiéndola más de una vez, para intentar asegurarnos que los mensajes que son relevantes de transmitir, van a quedar grabados en nuestro relato para emitirlos en el momento idóneo con el fin de persuadir a nuestro/a entrevistador/a cuando nos haga una pregunta. No obstante, esto no es lo único, por lo que es muy común que una vez finalizada la entrevista nos cuestionemos si lo que expusimos habrá sido lo apropiado y si logramos transmitir lo que tanto ensayamos. ¿Les suena conocido?.

Cuando pensamos en si fue apropiado todo lo que dijimos, posiblemente estamos valorando la efectividad de los mensajes que emitimos bajo una serie de circunstancias que no pudimos prever, como son: el lugar donde se realizó la entrevista, la calidez o no del o de la entrevistador/a, su tipo de formalidad o informalidad, el tiempo que duró, el medio por el que se realizó y así tantos otros. Entrenar los mensajes está bien, pero es necesario un poco más, y esto es comprender que en el momento de la entrevista el contexto puede hacernos desarticular nuestro ejercitado discurso.

Cuando pensamos en si fue apropiado todo lo que dijimos, posiblemente estamos valorando la efectividad de los mensajes que emitimos…

Habitualmente las personas que entrevistan durante los procesos de selección son distintas en cada etapa, en consecuencia, ser capaz de adaptar nuestra forma de comunicar y nuestras ideas a al estilo personal del interlocutor, y estar preparados para “leer” todo ese contexto en el momento exacto y de manera espontánea es la tarea más difícil. Informarse acerca de la organización, su misión, valores y objetivos, del mismo modo que averiguar sobre la persona que eventualmente te entreviste, son algunos consejos que te pueden ayudar para reforzar tu comunicación asertiva en tu próxima entrevista de trabajo. Te animamos a reflexionar sobre este tema y ver… ¿cuántas de esas señales captas en el momento de una entrevista?

Equipo KWORD